Nota: este es un blog personal sobre el carril bici que une Tres Cantos con Madrid y Colmenar Viejo.
Si llegaste aquí buscando un mapa de ciclabilidad de Tres Cantos, esto te puede interesar (realizado por la agrupación Enbicipor3cantos)

viernes, 11 de noviembre de 2011

Cosas que pasan en Tres Cantos

Hoy me ha sucedido una cosa muy graciosa, y aunque casi no tengo tiempo, me apetece un montón contarla. Eso sí, no hay foto del evento, lo cual es una pena.

Iba en Galgo (la bici plegable que compré a medias con Verdinha) al acto de presentación de eQuo en Tres Cantos (sí, chicos, no os lo había dicho antes porque últimamente apenas tengo tiempo para muchas cosas que me gustan, entre ellas, escribir en este blog, pero soy el candidato #31 al Congreso de los Diputados por eQuo; para quien no lo sepa, eQuo es el único partido que es apoyado aquí por el Partido Verde Europeo... lo comento por si las coletillas de otros partidos os despistan, que todo puede ser). Bueno, lo dicho, iba por la Avenida de los Encuartes con Galgo y las banderolas que he hecho de eQuo para que la gente las vea en la bici.

Tras entrar en la rotonda del Monumento a la Peseta, poco después de mí se incorpora un señor en una moto con una bandera del PP y con la sinfonía del PP a todo volumen. Estaba unos 50 metros detrás de mí. Iba muy lento, y me pregunté qué necesidad había de usar una moto y gastar gasolina cuando para eso perfectamente se podía usar una bici (digo yo), principalmente para ir a paso de tortuga.

Total, que me pica la curiosidad y me entran unas ganas irresistibles de preguntarle por qué no quiere una bici que le habría venido que ni pintada para dar la brasa con la musica del partido. Voy por la Avenida de los Encuartes y me cuesta hacer que me alcance, porque realmente iba pisando huevos (imagino que más que nada por aquello de que se viera su banderita, que escucharan la música y tal... si yo lo comprendo). Al final, con la ayuda de un semáforo en rojo, logro que me alcance poco antes del Ayuntamiento.

Y le pregunto. «Oiga, para esto le habría venido una bici que ni pintada, ¿por qué usar una moto e ir gastando gasolina?».

El hombre, correctísimo, me contesta que a él en realidad le encantan las bicis, pero que tiene una prótesis en la rodilla y que no puede (o algo similar, ruego al amable señor de la moto que si está leyendo estas líneas me corrija, pero es que con la música del PP de fondo apenas le oía y tampoco me apetecía hacerle repetir la pregunta, porque iba ocupado y no es plan).

Bueno, vale, oye, tendrá razón el hombre. Desde luego a mí me fastidiaría no poder coger la bici por un motivo de salud (aunque también las hay que se impulsan con los brazos, como si fueran remos, es lo que haría yo en ese lugar). Pero vamos, que es una desgracia el tener que ir atado a una moto, obligado por una rodilla que no va como tendría que ir.

Pero... ¿y sus compañeros de partido no podían haber encontrado a otra persona que sí que pudiera ir en la bici? Digo yo que de 90 000 afiliados, no todos tendrían prótesis en la rodilla. Está claro que faltan ganas. O igual es que al hombre de la moto le hacía mucha ilusión llevar la bandera y la música. Tampoco se lo vamos a impedir.

A esto, y dado que ya he llegado al lugar donde era el acto, me despido de él y me dirijo a la Casa de la Cultura, que está justo enfrente del Ayuntamiento, y donde iba a tener lugar el acto de presentación de eQuo que os comentaba (con Inés Sabanés, Jorge Lozano, Raquel García y yo mismo; que sí que sí, que ya sé que es autobombo, pero estamos de campaña electoral, ¿o no?).

Y mientras doy el giro, veo que detrás del hombre de la moto había como media docena (o más, creo que más, pero digamos seis por poner un mínimo y estar seguros) de coches pintados de azul PP. Fue tremendo. Mirando ahora en twitter veo que era una "gran caravana" que había convocado el PP. Lo siento chicos, no pretendía aguar vuestra entrada triunfal a la Plaza del Ayuntamiento, os prometo que no fue adrede, yo iba a lo mío, que era hablar a la gente sobre nuestras propuestas (y de paso os cuelo un enlace a nuestro programa electoral, que bien orgulloso estoy de él: salió del trabajo y colaboración de cientos de personas en la equomunidad.org; más que nada porque a nosotros no nos va eso de dejarle las cosas a unos pocos, creemos en la participación ciudadana).

Por cierto, que en la plaza había un ambiente muy curioso, porque había un montón de gente con globitos verdes (esto sí que sé lo que era: se trataba de una protesta a favor de la educación pública).

Cosas que pasan. Para que luego digan que la política es aburrida.

PD: Buscando en internet sobre la caravana esta del PP, me encuentro con que el PSOE había convocado hoy en Fuencarral otra caravana, también con coches (por si los del PP no habían gastado bastante gasolina, ensuciando la atmósfera de todos de forma completamente inútil. Si es que al final, aunque se tiren piedras, hay cosas que sí que comparten).

1 comentario:

Ramone dijo...

Jajajaja que bueno Marco, me ha gustado la historia!

Un saludo!